Alaska: Perlas ensangrentadas y flores pisoteadas

alaskaenzaragozaDecir que Alaska es una de las cantantes más mediaticas del panorama musical actual no cabe duda, y que junto con su pareja,  Mario  Vaquerizo, se han convertido en dos estrellas más allá de sus dotes propias como cantantes.

A Alaska la conozco hace muchos años, ya escuchaba de bien pequeño a Kaka de Luxe, con 10 añitos cuando mi hermano lo escuchaba en Radio 3 o en alguna que otra emisora en la que ponía música Jesús Ordovas o Diego Manrique. Después ya vino Alaska y los Pegamoides, Alaska y Dinarama y finalmente Fangoria, pero seguía y sigo escuchando canciones de toda la trayectoria musical de Olvido Gara así como de otros grupos de “La movida”, algunos aún en “activo” como Loquillo o Víctor Abundancia y otros desgraciadamente desaparecidos como es el caso de Parálisis Permanente. 

Por eso cuando me enteré que el primer concierto del Pilar 2016 en la Plaza del Pilar era de Fangoria, y además gratis,  la verdad es que me alegré bastante.

Aunque hacía bastante frío, era la primera noche de “Pilares”, y la ocasión lo merecía, así que nos dirigimos a la Plaza del Pilar para ver a Fangoria, la evolución “forzosa” de Alaska y Los Pegamoides. Por que realmente hagamos algo de historia de la música española.

Alaska y los Pegamoides se “deshacía”; Eduardo Benavente; Nacho Canut y Ana Curra creaban un nuevo grupo, Parálisis Permanente, hasta que en 1983 cuando venía a Zaragoza a dar un concierto, Eduardo Benavente moría en un accidente de coche.

Ana Curra iniciaba una carrera en solitario siguiendo el lado más punk herencia de Parálisis Permanente y Nacho Canut ya había vuelto al redil de Alaska y Carlos Berlanga para formar Alaska y Dinarama.

nacho-canut

Alaska y Dinamara continuo hasta 1989 cuando termino su andadura, y se transforma en Fangoria pero sin Carlos Berlanga, quien hasta el año 1999, diez años después de crearse no comenzaría a vender discos.

Hoy en día Fangoria vuelve a sonar en las radios y a hacer conciertos como el del otro día en la Plaza del Pilar, y Nacho Canut y una incombustible Alaska vuelven a pisar los escenarios.

El concierto del pasado sábado en Zaragoza fue un concierto de Alaska, más que de Fangoria, o mejor dicho de la historia de la cantante, donde la cantante mejicana repaso su historia en la música, acompañada por Nacho Canut y por el resto de los músicos que acompañaron a Fangoria.

conciertoalaskazaragozaAlaska, o Fangoria, nos regalo canciones como “Mi novio es un zombi”, “Perlas ensangrentadas” o una versión en remix del mítico “Bailando” con mezclas de otras canciones, aunque algunos nos hubiera gustado oírla cantar el “Cara de gitana”, como lo hiciera en su día con el “Coyote”.

Repasando todos éxitos, y tocando las “nuevas” canciones de Fangoria, con un público que se entregaba, pero sobre todo cuando eran éxitos que todos conocemos.

Incluso Alaska se encomendó a Santa Rita (que se encuentra en La Seo) y a la Virgen del Pilar antes de interpretar una versión del “Quiero ser Santa” de Parálisis Permanente.

Y es que sinceramente, Alaska es una de las “grandes” de la música española, como lo pudo ser “la Jurado” en su momento o la malograda Pantoja, se sabe sacar mucho partido, demuestra sus tablas y en el fondo merece la pena ir a verla.

 

 

Esta entrada fue publicada en Música, Ocio, Zaragoza. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *